Hola invitado, Regístrate / Inicia sesión

Trío con un amigo

Volviendo a la pareja de amigos, yo me seguía viendo a escondidas con el novio de mi amiga. Julio lo sabía y me lo permitía, pero nadie de nuestro entorno sabía que somos liberales y debíamos llevarlo con discreción.

Morena sensualSu novia, desde luego, no sabía nada. Ella debía retirarse pronto y entonces aprovechábamos para irnos los tres a un rincón de un callejón donde me liaba con nuestro amigo, mientras Julio se calentaba sólo por vernos. Nos enrollábamos con lengua y nos metíamos mano con mucho morbo, pero la cosa no fue a más porque quedamos de acuerdo en intentarlo con su novia.

Un par de días después quedamos para ir los cuatro a la casa abandonada. Ya íbamos con el cachondeo de hacer un intercambio de parejas, pero mi amiga parecía que quería hacerlo más por venganza que por morbo. Siempre estaban discutiendo y aunque él no hacía nada malo, ella siempre tenía motivos para echarle cosas en cara. La discusión siempre se volvía tensa y en las ocasiones que estaban a punto de cortar, o uno o otro echaba un paso atrás y volvían. En este día ella venía como un poco picada y al entrar en el cuartico de la casa en ruinas, encima del colchón, se quedó parada pero tampoco se disgustó por la situación. Su novio Mamada doble a la vezse tiro a besarme y a meterme mano. Mi novio la tumbó y quiso hacer lo mismo, pero ella estaba totalmente parada. No quería que la besara. Y Julio le dijo que tranquila, que no la iba a besar en la boca, pero que cerrara los ojos y se relajara. Empezó a besarla por todo el cuerpo. Por momentos parecía retorcerse de placer. Justo al lado su novio ya me había quitado las bragas y me estaba rozando con su polla en mi coño. Incluso me llegó a penetrar sin condón ni nada. No llegó a ser un polvo porque empezando su novia dijo que así no podía. Y pidió que volviéramos cada uno con nuestra pareja. Debía de estar cachonda perdida porque se lo tiró con más fogosidad que nunca. Julio siguió jugando conmigo y al poco me empezó a penetrar como siempre, primero suavemente y luego aumentando el ritmo hasta provocarme varios orgasmos seguidos.

Trío 2Al día siguiente, cuando nos quedamos a solas con nuestro amigo, hablamos sobre el tema. Habíamos comprobado que su novia no iba a hacer un intercambio de parejas y como teníamos ganas decidimos hacer un trío. Una vez dejásemos a su novia en su campo, fuimos los tres a la casa abandonada donde tendríamos sitio y privacidad absoluta. Además de que el aseo donde colocábamos el colchón estaba totalmente oculto en el interior de la casa en ruinas, era de noche y nadie nos vería siquiera entrar. Como esa noche sabíamos lo que iba a ocurrir, decidimos llevarnos una cámara digital y, con la conformidad de nuestro amigo, decidimos hacer muchas fotos. Llegamos a hacer más de 100, de las cuales seleccionamos unas 60 que he colocado en dos packs trío 1 y trío 2, de 30 fotos cada uno: Trío 1 y trío 2.

TríoLo primero que hice fue darles mordiscos y rozar con mis labios sobre sus pollas, con la ropa puesta. Los puse calientes en un momento, hasta que les bajé los pantalones y calzoncillos, cuando empecé a comerme las dos pollas a la vez. Menudo morbo me entró. Me puse cachondísima. Como ya era verano, pudimos desnudarnos íntegramente, sin la incomodidad de pasar frío. Entonces Julio, quien no paraba de hacer fotos, me pidió que me tirara a su amigo. Follé como una loca. Nos besamos con una fogosidad increíble y me penetraba ferozmente. Este chico me lo hacía con golpes fuertes desde el principio. Aunque la tenía un poco más pequeña que mi novio, no me hacía daño al rozarme y podía follar súper a gusto. Gemí sonoramente cuando me corrí, ya que no tenía miedo a que nos pudieran oír, y puse caras de zorra al flash. Esta vez sí lo hacíamos con condón y, claro, acabó a los diez minutos corriéndose dentro de mí, en la goma. Fueron diez minutos intensos de placer brutal.

Trío con un amigoEntonces intercambiaron papeles. Mi novio me folló mientras el amigo nos hacía fotos. Julio lo hacía sin tanta fuerza, sin embargo su polvo era mucho más dulce y constante. Duró más tiempo y me provocó dos orgasmos más. Sabía valerse de sus manos para intensificar mi placer, rozando mis zonas erógenas. Y, cuando me acercaba a cada éxtasis, lo notaba y subía un poco el ritmo, haciéndome tocar el cielo. Fueron dos polvos diferentes, pero ambos me gustaron y deseaba tenerlos siempre. Pero la cosa no terminó ahí…

TríoEl amigo ya había repuesto fuerzas y volvió al ataque. Julio no había llegado a correrse, se había apartado con mi segundo orgasmo para que su amigo volviera a disfrutar. En esta ocasión fueron los dos, uno a cada lado, los que me besaban y me metían mano, volviéndome a poner a tono. Mientras mi novio me follaba, se la comí al amigo. Así fue como se corrió mi chico. Lo que más le excita es verme comiendo otra polla y al hacerlo delante de sus narices me folló con una intensidad brutal que le hizo correrse pronto. Mientras, yo seguía comiendo polla.

Ya para terminar, mi pareja volvió a retirarse y a hacer fotos. El amigo me comió el coño, chupando, lamiendo y mordiendo, haciéndome poner a mil. Entonces me hizo levantar una pierna y me metió los dedos en el culo. Me preparó el ano para darme por ahí. Ufff. Menudo polvo me echó. El colofón final. A golpes potentes me hizo correrme, sin necesidad de que yo me ayudara con el clítoris. Fue un trío con un amigo increíble. Continúa leyendo experiencias morbosas.

Entrada publicada en Experiencias con la/s etiqueta/s , , , , , , , , . Añade a favoritos el enlace permanente.
María Ramos

María Ramos

visitar twitter del autor visitar facebook del autor email

Soy una chica liberal, con pareja también liberal, y me gusta compartir mis experiencias sexuales y mi material casero en la web. Sígueme en Twitter o Facebook, o contáctame por email. También publico críticas de películas eróticas como Mar23. ¡Léeme!

5 respuestas a "Trío con un amigo"

  • diego
  • María Ramos
  • diego
  • María Ramos
Si te registras e inicias sesión ganarás 1 punto al publicar un comentario. [Más información]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*


Completa la siguiente suma: